Hoy visitamos una antigua granja totalmente rehabilitada en Melbourne (Australia). Se encontraba en un estado totalmente ruinoso, pero gracias a sus propietarios y a la ayuda del arquitecto ha sido transformada en una casa familiar totalmente contemporánea. 
Cementos pulidos, maderas y colore vibrantes agregan calidez a unos espacios realmente frescos.










Imágenes: Homelife
 
Top