Hace años, unos mineros de piedra pómez descubrieron cuevas en el lado Caldera de Oia en la isla griega de Santorini, que los arqueólogos identifican como viviendas antiguas estructuras. Algunas de estas cavernas se transformaron en hotel Aris Caves un pequeño y acogedor Apartahotel, con 6 habitaciones, repartidas en 4 niveles. Muebles de madera hechos a mano, coloridas alfombras, son lo mas característico de esta decoración tradicional. Aunque no hay duda son los verdaderos protagonistas de este hotel son los maravillosos exteriores, todas y cada una de esas pequeñas terracitas y las vistas a mar Egeo, que tienen que ser inolvidables. Me voy a hacer la maleta, ¿quien se apunta??
















Imágenes: Freshhome
 
Top