Lamentablemente y muy a mi pesar, ha llegado el frío, o al menos en parte. Es el momento de empezar a encender la calefacción, pero si hablamos de radiadores, he de decir que los modelos convencionales no me atraen nada de nada.







Los radiadores que os traigo hoy, son de esos pensados no sólo para aportarnos calor en nuestro hogar, sino también para decorar nuestra pared. Yo por lo menos lo agradezco mucho, los radiadores clásicos (sí, los blancos de toda la vida) no veáis cómo me cuesta integrarlos en la decoración, elegir uno pensando en ella es una idea fantástica.







Estos modelos son de la marca Ad Hoc, un radiador de pared, estrecho, que no ocupará prácticamente ningún espacio en la habitación y que embellecerá tu pared gracias a sus formas. Los radiadores de Adhoc tiene un diseño perfecto para aquellos que gustan del estilo innovador e impredecible.





El radiador rompe con los esquemas tradicionales y ofrece no sólo un diseño estéticamente innovador, sino una gran versatilidad a la hora de su uso. Además como ya empieza a ser costumbre en este tipo de radiadores podemos elegir el color y acabados, consiguiendo afinar más a la hora de elegir el adecuado para nuestra casa.

Si queréis ver mas cosas sobre esta marca podéis dirigiros a su web madeadhoc.com



 
Top